3 tipos de tanques para guardar agua

Tanque Rotoplas

Al momento de tomar una decisión respecto a la compra de tanques para guardar agua, existen muchas cosas a considerar. Para la mayoría, los factores más importantes son el costo, tamaño y la ubicación. Aunque estos son relevantes, no son los únicos.

Antes de decidir el precio o las dimensiones del tanque, es importante considerar el material de fabricación. A continuación conoce todo lo necesario acerca de los tanques de agua, sus características, ventajas y 3 modelos de Rotoplas, que se adaptan a diferentes tipos de necesidades.

¿Cómo funciona un tanque de agua?

Un tanque de almacenamiento de agua se conecta a la entrada principal del suministro y la almacena para su uso posterior. Cuando se abre el grifo de la cocina o de cualquier otro punto del hogar, el agua se transporta desde el tanque hasta el grifo.

Tanque bicapa Rotoplas

Los tanques de almacenamiento de agua se pueden encontrar en varias formas, tamaños y configuraciones, y se utilizan para una variedad de propósitos y en todo tipo de ámbitos, tanto rural como urbano.

Los tanques para exteriores, por ejemplo,  pueden almacenar miles de litros de agua de lluvia, agua de red, agua de pozo, e incluso, se pueden utilizar para la extinción de incendios. Estos tanques suelen estar equipados con inhibidores de rayos UV, lo que evita que la luz solar facilite el crecimiento de algas y bacterias dentro del tanque.

Pueden ser de diferentes materiales siendo los de polietileno los más populares por su flexibilidad, fácil mantenimiento y seguridad.

¿Cómo escoger un tanque de agua?

Ubicación. Dependiendo de la geología local, los tanques de almacenamiento se pueden colocar bajo tierra, parcialmente bajo tierra, al nivel del suelo o elevados en techos.

Dimensiones. Según la Organización Mundial de la Salud, una persona necesita al menos 30 litros de agua al día. Esto es para limpiar y mantener una higiene básica. Para lavar la ropa, los platos, la limpieza del hogar, etc., una persona necesitaría de 20 a 30 litros adicionales de agua. En general, una persona necesitaría alrededor de 100 litros de agua por día. En una familia de cuatro, eso equivale a unos 400 litros de agua por día. Esto te dará una mejor idea del tamaño de tanque de agua que necesitas para tu hogar.

tanques-de-agua Rotoplas

Material. El tipo de material es otra de las claves. Los tanques de agua se encuentran disponibles en varios materiales como hormigón, acero y polietileno, y cada uno tiene sus propios beneficios. Sin embargo, los tanques de polietileno se consideran la mejor opción en general. ¿Por qué?

Ventajas de los tanques fabricados en polietileno

Los tanques de polietileno son livianos, resistentes a la oxidación, a prueba de fugas y confiables para almacenar agua. También son fáciles de transportar, instalar, limpiar y mantener.

En cuanto a formas, la mayoría de los tanques de polietileno son de forma vertical o cuadrada, lo que significa que son delgados y altos o cortos y anchos.

Cuentan con protección contra la corrosión: el polietileno ofrece una gran durabilidad en comparación con el acero y otros metales, puesto que no se oxidan.

Los tanques de polietileno ofrecen alta resistencia a la cavitación, corrosión por grietas, así como al desgaste en aguas contaminadas y puras. Este material permanece dúctil a través de una amplia gama de temperaturas y presiones. Es resistente al calor y no se ve afectado por la exposición a altas temperaturas, ni al congelamiento por bajas temperaturas. Por estas características, los tanques de polietileno tendrán una larga vida útil.

Debido a que no son porosos y su material no causa sedimentos, el agua se mantiene mucho más limpia. El polietileno no se erosiona ni se desprende, además cuenta con una capa antibaceriana que evita la aparición de bacterias.

Los tanques de polietileno se pueden mover fácilmente o transportar. Esto ayuda a eliminar el costo de comprar un tanque nuevo, así como el estrés y los esfuerzos asociados con el mismo. Además, estos tanques de almacenamiento tienen dimensiones comunes y se adaptan, fácilmente a cualquier entorno.

A lo largo del tiempo, la inversión en un tanque de almacenamiento de este material, resulta más económica. Los tanques de agua de polietileno tienen un ciclo de vida más largo que muchos tanques más baratos y requieren menos reparaciones, instalaciones o mantenimiento.

Conoce los tanques de almacenamiento Rotoplas 

En el catálogo de Rotoplas encontrarás tanques para guardar agua de diferentes dimensiones que se adaptarán a tus necesidades.

Tanques horizontales: Sirven para almacenar agua, alimentos y sustancias químicas y se encuentran fabricados con polietileno de alta densidad de grado alimenticio, 100 % virgen de una sola pieza.

Sus ventajas son muchas:

  • Mantienen la calidad de los productos almacenados.
  • No se oxidan, ni se corroen.
  • No necesitan mantenimiento especializado.
  • Son reforzados y doble reforzados dependiendo el químico a almacenar

Tanques verticales cerrados. Estos tanques son perfectos para almacenar y transportar alimentos, sustancias y agua. Se encuentran certificados por

FDA (Food and Drug Administration) y son resistentes a golpes y climas extremos.

Tamboplas. Esta solución ha sido fabricada con resina de polietileno, que cuenta con aditivos que protegen a los tanques de los rayos uv, prolongando por más años su vida útil. Su diseño es de una sola pieza y su tapa tiene cierre tipo click.

Una gran ventaja de este tanque es su capa interior blanca, que facilita la limpieza por su homogeneidad. Su capacidad es de 250 litros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.