Beneficios de instalar tanques elevados de almacenamiento de agua

Tanque Rotoplas

Los tanques elevados de almacenamiento de agua son muy comunes en edificios, casas y en zonas rurales. Este ha sido un método popular de almacenamiento de agua durante décadas. Conoce cuáles son sus beneficios y cómo funciona.

¿Qué son los tanques elevados?

La necesidad de almacenamiento de agua potable en una comunidad se satisface mediante un tanque o depósito de tierra, un tanque elevado o una tubería vertical. Cada tanque de almacenamiento tiene beneficios y características específicas, lo que permite que se adapte mejor a las necesidades de sus usuarios.

Un tanque elevado puede construirse en diferentes materiales, desde aluminio a polietileno. Se instala en una superficie alta como un techo y se encuentra sostenido por una base de concreto. Generalmente son muy grandes, por lo que también se pueden utilizar en el sector industrial.

Una de las principales razones para elevar los tanques es porque a una presión más alta y al estar regulados por gravedad no es necesario el funcionamiento continuo de las bombas de agua. La ubicación estratégica del tanque puede ayudar a la presión en el sistema de distribución y con ella, llegar de mejor manera a cada rincón donde se requiera.

Usos de los tanques elevados

Uso comercial, doméstico e industrial. Los tanques de almacenamiento de agua se usan para almacenar agua con fines de consumo, tanto domésticos como comerciales o industriales. Se pueden emplear ya sea en una pequeña vivienda o en un gran edificio comercial, institucional o gubernamental.

Recolectar agua de lluvia. Los tanques de almacenamiento de agua se pueden usar para captar precipitación pluvial. La escorrentía intensa de agua de lluvia puede causar la erosión del suelo, lo que daña los ecosistemas y pone en peligro la vida silvestre. Recolectar agua de lluvia trae múltiples ventajas, pues se ahorra en consumo de agua y promueve un ciclo sostenible de ese recurso.

Almacenar agua. Por lo general, encontrarás tanques de almacenamiento de agua en áreas donde no hay una fuente de agua potable disponible. Algunos ejemplos son regiones con poca capacidad de agua de pozo o áreas donde la calidad del agua subterránea es deficiente.

Controlar la distribución del agua. Desviar la escorrentía de agua de lluvia hacia un tanque de almacenamiento de agua permite controlar la distribución del agua. Los beneficios de esto son el riego eficiente, la sostenibilidad y el reciclaje.

Prevención de incendios. Los sistemas de extinción de incendios deben tener acceso instantáneo al agua. Las propiedades comerciales, como las instalaciones industriales, fábricas  y los almacenes, a menudo instalan tanques de agua para uso de emergencia y para complementar sus sistemas de rociadores contra incendios.

Aguas grises. Las aguas grises son aguas que pueden contener contaminantes menores pero que aún así es un agua que puede llegar a ser útil para fines no potable. Se puede recolectar aguas grises de varias formas, como capturar la escorrentía del techo o la condensación que proviene de un sistema HVAC.

Agronegocios. Los agricultores y ganaderos necesitan acceso al agua. Los tanques de almacenamiento de agua subterráneos proporcionan agua para regar los cultivos, independientemente de los patrones climáticos.

¿Cómo elegir un tanque elevado?

Existen cinco factores esenciales al momento de elegir un tanque elevado.

Demandas actuales y anticipadas de suministro de agua. Determinar la cantidad de agua que se necesitará para cubrir las necesidades de ese recurso es una de las claves, al momento de seleccionar la capacidad que tendrá el tanque elevado.

Tanque de agua Rotoplas

Condiciones del sitio. Si la ubicación del tanque es en una zona donde la escasez de agua es una constante, se deberá escoger un modelo cuya capacidad pueda dar respuesta a la demanda de consumo que tiene el lugar.

Requisitos de presión. Los requisitos de presión son fundamentales si decides instalar un tanque elevado. Ten en cuenta ese dato para tomar una buena decisión.

Mantenimiento a largo plazo. Adquirir un tanque elevado , cuyo mantenimiento sea bajo, es primordial ya que se ahorra en tiempo y dinero. También es importante que sea de fácil acceso, así su instalación y mantenimiento se realiza más fácilmente.

Costos. Los costos de un tanque elevado se relacionan no solo con el precio del producto: se debe chequear si sus accesorios son de buena calidad y si ofrece un sistema integral, que brinde mayor eficiencia y durabilidad.

Ventajas de los tanques elevados de polietileno 

Los tanques de polietileno, se caracterizan por su gran resistencia a la exposición climática. Además suelen incluir una novedosa tecnología en su interior que impide la formación de algas y moho. Un ejemplo de este tipo son los Tanques Rotoplas que se consiguen en distintas capacidades.

Tanque vertical Rotoplas

Los tanques elevados de polietileno son resistentes a la corrosión. Pueden soportar climas altamente agresivos, en comparación con el acero que tiene una alta corrosión. Además algunos modelos también son resistentes a la corrosión por productos químicos y aguas residuales.

Los tanques de polietileno tienen un alto factor de resistencia de carga. Sus materiales duran por más tiempo, no se rompen, ni se agrietan.

Fácil transporte. Los tanques de polietileno, a pesar de su resistencia, son fáciles de transportar. No se requiere equipo especial para cargar y descargar.  Se puede maniobrar fácilmente de la fábrica al sitio, lo que reduce significativamente los costos generales de instalación.

Reducción de costes de producción, instalación, mantenimiento y transporte. El polietileno, en comparación con el acero y el aluminio, tiene un costo de material inicial más bajo, su mantenimiento es menor y tiene un ciclo de vida prolongado. La alta resistencia a la tracción se combinan para ofrecer un producto altamente rentable, duradero y sostenible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.