Diferencia entre fosa séptica y biodigestor

Fosa Septica Rotoplas

La importancia capital de contar con un sistema eficiente para el tratamiento de aguas residuales reside en la necesidad de proteger la salud de las personas que viven en ese espacio, además de cuidar el medio ambiente. Hay muchas opciones en el mercado pero dentro de las más populares están las fosas sépticas y los biodigestores. Hay quienes se encuentran en una disyuntiva entre elegir uno u otro, porque parecen similares, pero la verdad es que ofrecen ventajas diferentes. Si eres de los que se preguntan cuál es la diferencia entre fosa séptica y biodigestor, este artículo es para ti, pues te explicaremos todo en términos sencillos. 

¿Cuáles son las diferencias?

Comencemos entendiendo que la principal diferencia entre ambos sistemas radica en dos aspectos: el proceso de descomposición y el producto final del proceso. Luego, están las diferencias acerca de la instalación y el mantenimiento de cada sistema, además de la capacidad de cada uno; que en últimas circunstancias puede ser un factor determinante para escoger un sistema u otro.

Proceso de descomposición

Fosa séptica

Las aguas negras entran al tanque. Los desechos sólidos caen al fondo del tanque, mientras lo que flota queda en la parte superior que conformará una capa de espuma. Dentro de este tanque actuarán bacterias aerobias y anaeróbicas, descomponiendo estos desechos en materiales inorgánicos y disolviendo la parte sólida en el agua. Este proceso natural aprovecha la gravedad y el crecimiento natural de las bacterias, por lo que es relativamente largo.

Biodigestor

Recibe las aguas residuales, que caen directo al fondo gracias a su diseño que además facilita la separación de sólidos y líquidos. En el interior del tanque del biodigestor hay sólo bacterias anaeróbicas que se encargarán de descomponer los sólidos con mayor rapidez. Además, el agua que queda pasa por un filtro anaerobio, que retendrá la contaminación presente en este subproducto.

Efluentes

Fosa Séptica

Las bacterias que se generan de forma espontánea en el interior de la fosa séptica serán capaces de efectuar una limpieza equivalente al 70% de los contaminantes de las aguas negras. Esto quiere decir que el agua que sobra del proceso debería pasar por un segundo tratamiento antes de verterlas de regreso en el medio ambiente.

Fosa Septica Rotoplas

Biodigestor

Gracias a la eficiencia de las bacterias anaeróbicas y el filtro, el efluente que resulta después del proceso tendrá un 95% de limpieza, por lo que puede descargarse de forma directa en el medio ambiente sin contaminar.

Mantenimiento

Fosa séptica

Durante el proceso de tratamiento, los sólidos caen al fondo del tanque y se van acumulando poco a poco, aumentando su nivel hasta que se hace necesario vaciarla, para lo que se requiere utilizar un camión de desazolve que además deseche de forma adecuada estos residuos.

Fosa séptica tradicional vs Fosa Séptica Rotoplas: Conoce los beneficios

Biodigestor

El biodigestor Rotoplas incluye un sistema de autolimpieza muy sencillo, que solamente se requiere abrir una llave para deshacerse de los lodos acumulados, que pueden usarse con total seguridad para abonar las plantas. No se requiere de equipos especiales para realizarlo.

Instalación

Fosa séptica

La instalación de las fosas sépticas prefabricadas es bastante sencilla, pues se hace directamente en el terreno escogido, bajo tierra, dejando la tapa en un lugar accesible para su mantenimiento e inspección. Tiene dos conexiones, la tubería de entrada de 4 pulgadas y otra de salida.

Biodigestor

El tanque se coloca bajo tierra, pero también debe crearse un pozo de absorción, ya sea por un humedal artificial o un terreno particular, además de posicionar un registro de lodos para su salida.

¿Cuál es el mejor?

Ambos sistemas tienen sus beneficios y ventajas pero lo que determinará el mejor tipo de sistema de tratamiento de aguas residuales serán tus necesidades particulares, además de las características del espacio donde lo ubicarás, el terreno, así como tu presupuesto.

Si quieres habilitar un sistema de baños en medio de un paraje remoto que se usará de forma esporádica o por poca gente, un biodigestor sería perfecto pues podría lidiar con los desechos producidos. Pero si estás ubicado en una locación no tan alejada, en la que es necesario lidiar con un grupo de personas bastante grande, la opción más adecuada para el tratamiento puede ser una fosa séptica pues si se prefieren los biodigestores, habría que instalar un sistema de varios para poder procesar todo de forma adecuada.

Elige la calidad de Rotoplas

Cualquiera que sea tu presupuesto, necesidad o condiciones particulares, podrás encontrar productos de calidad dentro del catálogo de Rotoplas. Desde fosas sépticas con diferentes capacidades, respetuosas con el medio ambiente pues están hechas en una sola pieza que no permite ningún tipo de escape y con un recubrimiento interno que favorece el crecimiento bacteriano; hasta biodigestores que hacen el tratamiento de aguas servidas de una forma ecológica y natural. Consulta el catálogo de Rotoplas para conocer las opciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.